Barcelona Cultura

CC BARÓ DE VIVER: "Somos la proximidad de la proximidad"

El centro cívico apuesta por una programación ecléctica para conseguir llegar a todos los vecinos

 

El barrio de Baró de Viver es como un pueblo donde todo el mundo se conoce. Y su centro cívico es uno de los pocos equipamientos que presta servicios culturales en la comunidad. Estas son dos de las razones que explican qué espectáculos del ciclo Barcelona Distrito Cultural ha decidido programar el Centre Cívic Baró de Viver. Y, de momento, su elección se ha confirmado como ganadora: hace un par de semanas, fue un éxito la actuación del Quartet Brossa, prologada por la formación infantil del barrio 4 Cordes; y, una semana después, revalidaron triunfo con la rumba de La Málaga.

“Hemos sido muy eclécticos al escoger qué espectáculos presentábamos, porque queremos programar actividades que puedan llegar a cualquier vecino del barrio; por eso hemos escogido propuestas de diferentes géneros y de estilos diversos, porque nuestra intención es que puedan interesar a los vecinos de todas las edades”, explica Beatriz Liebe, la directora del equipamiento, quien refuerza su elección cuando apunta que no hay ninguno otro equipamiento en la zona que preste un servicio similar al del centro cívico.

En Baró de Viver viven unos 2.500 barceloneses en una comunidad que, nos explica Beatriz Liebe, es cerrada y entre la que no ha arraigado la costumbre de trasladarse al centro de Barcelona para poder consumir cultura. Esta es la razón que les ha llevado a proponerse un doble objetivo con su participación en el Barcelona Districte Cultural: “Queremos, primero, que nuestros vecinos vengan a nuestro centro cívico para descubrir nuestra programación; pero después nos gustaría conseguir que dieran un paso más y que también se aficionaran a acudir al centro de la ciudad para consumir cultura”

"Nosotros somos la proximidad de la proximidad", explica Liebe, consciente  de que la programación que ofrece el equipamiento en el marco de la primera edición del circuito se puede dar a conocer en el barrio muchas veces tan sólo a través del boca-oreja; aunque desde el centro buscan -siempre que lo consideran conveniente- maneras de vincularla con actividades o grupos consolidados en la comunidad. “Elegimos al Quartet Brossa pensando en la formación infantil 4 Cordes; Amigoo lo hemos programado en el marco de una semana dedicada a los payasos en la que, por ejemplo, se trabajará con las escuelas todo el tema de las emociones; y Pendent de votació, de Roger Bernat, que llegará el próximo otoño, nos permitirá plantearnos en el  barrio cómo hay que afrontar el tener que participar en un debate,cómo  construir un discurso, opinar y debatir”, añade la directora del CC Baró de Viver.

CC BESÒS: “Hemos querido ser fieles a nuestra línea de programación”

26/06/2017

El centro utiliza los espectáculos de Barcelona Districte Cultural para complementar sus actividades

CRÒNICA Mal Martínez, el chaval del Raval que conquistó Horta

26/06/2017

El actor triunfa en los Lluïsos con su tapiz de recuerdos

Teatro