Movilidad y calidad del aire

El transporte de motor es actualmente la principal causa de emisiones en Barcelona y supone un 22,6 % del consumo de energía final de la ciudad.

La única vía realmente efectiva es reducir el número de vehículos que entran, salen y circulan por la ciudad y, además, garantizar que estos coches contaminan lo menos posible. Debe potenciarse una movilidad segura, sostenible, equitativa y eficiente que permita a la ciudadanía continuar funcionando y, al mismo tiempo, reducir la huella ecológica que deja.

El compromiso de Barcelona es reducir en un 21 % los desplazamientos en vehículo privado de motor y las emisiones de CO2 asociadas a estos, e incrementar los desplazamientos a pie (10 %), en bicicleta (67 %) y en transporte público (3,5 %).

pel_clima_un_canvi_en_la_mobilitat